Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Ognjen Glavonic: “The Load habla de una herida abierta y muy real”

Votos

(Total de votos recibidos 38)

(Puntuación 4,08)

ognjen
El director Ognjen Glavonic y el productor Stefan Ivancic, responsables de The Load, presentaron esta mañana su película, a concurso en la Sección Oficial del 56 FICX.
The Load es el primer largometraje de ficción del cineasta serbio tras el documental de la misma temática Depth Two (2016), surgido sin mucho presupuesto en un largo proceso de siete años para financiar la película presente, como vía “para mantener la salud mental” durante la investigación. Y apuntó que “cuando te basas en hechos reales existe el riesgo justificar una posición de poder como director”, algo especialmente peligroso teniendo en cuenta que The Load habla “de una herida abierta y muy real”. Por eso, su película opta por no revelar toda la historia bélica. “Es imposible usar toda la información si quieres ser honesto. Lo que hay de verdad no tiene que ver con los documentos que muestras”.

The Load cuenta la historia de Vlada (el croata Leon Lucev), un hombre común que sobrevive como transportista durante los bombardeos de la OTAN en la guerra de Kosovo de 1999, “pequeña parte de un engranaje que involucró a 300 personas durante tres meses”. Para escribir el guion, Glavonic, que tenía apenas 14 años en el momento de los sucesos, se basó “en documentos” pero también en sus propias vivencias, incluyendo varias figuras jóvenes inspiradas directamente “en cómo afrontábamos nosotros aquella época”. La clave, en sus palabras, era confrontar esos “recuerdos personales” con “las imágenes que permanecieron ocultas tanto tiempo, y que ahora se siguen ignorando”.

Todo comenzó en 2009, cuando el director descubre la historia de una fosa común de la guerra en su barrio de Belgrado, que “había estado allí diez años sin que oyera nada al respecto”. Al encontrar dos artículos de prensa, “uno sobre el testimonio de un conductor y otro sobre los objetos desenterrados allí”, ideó combinar ambos relatos en una ficción. Con el paso de los años, este germen se fue convirtiendo en algo mucho más personal hasta tomar la forma de The Load, espoleada por la “falta de curiosidad y conocimiento en torno al caso” que Glavonic detectó en sus amigos y conocidos al interrogar sobre los sucesos. Así, considera que su película no trata tanto sobre la carga del camionero como sobre “los fantasmas que se transmiten entre generaciones porque no hablamos al respecto”, y tiene la intención de “luchar” contra el silencio instaurado acerca de estos hechos, “una mentira alimentada durante mucho tiempo”.

Ivancic, fundador de la productora Non-Aligned Films en 2012 junto al director para poder hacer esta película, contó que fue “muy difícil” realizar The Load en su país porque “el tema sigue siendo tabú”. La financiación pública fue rechazada hasta siete veces, pero después, tras su paso por Cannes, ha terminado siendo uno de los films serbios mejor acogidos por la crítica internacional en muchos años. El éxito de prensa conllevó una campaña brutal contra ellos, etiquetados de “traidores, espías o incluso terroristas” por compañeros que ni siquiera habían tenido ocasión de ver la película en Serbia, puesto que se estrenará en el próximo Festival de Cine de Autor de Belgrado. Glavonic intuye que esta polémica se verá disipada cuando pueda verse allí, porque “la gente espera una película más bélica o que dé lecciones sobre el asunto, pero lo que hay no es eso”.

Sergio de Benito
Palabras clave Festival de Cine, 2018